UATAE insta al gobierno a concretar la “incógnita de los 11.000 millones de euros” con un plan de ayudas directas a los autónomos de los sectores más afectados, según los datos de Seguridad Social

María José Landaburu

  • Las altas de la afiliación del régimen de autónomos durante el mes de febrero se siguen manteniendo en términos positivos, pero la realidad dispar entre los distintos sectores se hace cada vez más notable, con una sangría imparable en hostelería y comercio
  • María José Landaburu, Secretaria General de UATAE: “los trabajadores y trabajadoras autónomas necesitan el impulso de nuevas ayudas directas para seguir haciendo frente a la actual crisis sanitaria”.

Madrid, 2 de marzo de 2021

Según los datos del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones publicados esta mañana, la afiliación al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos aumentó en un +0,17%. Durante el mes de febrero las altas en la Seguridad Social de los trabajadores por cuenta propia han aumentado en nuestro país. El número de autónomos en febrero se situó en 3.262.255, lo que supone un incremento en 5.515 autónomos más que el mes anterior. En términos anuales se sigue manteniendo la tendencia positiva, pero con respecto al mismo periodo del año pasado (+0,21%) la cifra es similar, aunque un poco inferior. Si se compara con febrero de 2019 (0,16%) se aprecia una ligera subida. Por lo que, en términos anuales, después de un año de pandemia, el número de autónomos ha crecido en 4.359 (0,13%).



Para la Unión de Asociaciones de Trabajadores Autónomos y Emprendedores (UATAE), los datos visualizan la estabilidad y continuidad que presenta el trabajo por cuenta propia. Pero lejos de la valoración positiva que a priori arrojan las cifras, desde la organización hacen hincapié en la disparidad de cifras que existe entre los sectores más afectados por la actual crisis sanitaria. Para María José Landaburu, secretaria general de UATAE, “las cifras nos muestran la realidad desigual que están viviendo en primera persona los trabajadores y trabajadoras autónomas de nuestro país” y apunta que: “no podemos quedarnos con el envoltorio de los datos, que en un inicio pueden parecer positivos pero si se hace un análisis pormenorizado vemos como hostelería y comercio pierden más de 13.200 autónomos en un año, es decir, que estos colectivos están asumiendo la mayor parte de toda la crisis derivada de la pandemia”.

Desde UATAE, que siguen desarrollando su campaña de #NingúnAutónomoAtrás y, en la que han realizado numerosas acciones durante estos últimos meses, instan al Gobierno a que impulsen de forma inmediata ayudas directas para los sectores más castigados, que están viendo como las restricciones sanitarias han dificultado la ejecución con normalidad de su actividad económica. Además, desde la organización emplazan a que se dé a conocer cuanto antes la destinación de los 11.000 millones de euros que, desde el anuncio por parte de Pedro Sánchez en rueda de prensa, y hasta el momento, no ha trascendido el fin de esta cuantía económica. “Seguimos sin tener información sobre el plan de actuación que tiene previsto el Ejecutivo con la partida económica que anunciaron”, señala Landaburu que además añade “cada día alrededor de treinta y seis comerciantes y hosteleros tienen que cerrar su negocio, estas cifras podrían verse reducidas si se impulsa un nuevo escudo social con ayudas directas que logren poner freno al sobreesfuerzo que están asumiendo desde el sector, no es el momento de optar por la inacción política, necesitamos de planes de actuación que no dejen a ningún autónomo atrás”.



Las restricciones sanitarias a la hostelería, comercio y actividades vinculadas a la realización de eventos y cultura, ha provocado que se sitúen como los sectores más afectados de la pandemia. Durante el mes de febrero esta tendencia de desigualdad entre sectores se sigue manteniendo y la lucha por mantener la actividad sigue siendo patente. Por ello, desde UATAE consideran que “después de este largo año de dificultades que ha ido asumiendo el colectivo de trabajadores por cuenta propia, resulta imprescindible la aplicación de nuevas ayudas directas que permitan mantener a estos sectores vivos ante la posible recuperación en la medida en que la vacunación vaya avanzando”. Si se atienden a las cifras proporcionadas por la Seguridad Social en términos anuales, los sectores con mayores pérdidas son los vinculados al turismo y al comercio que en datos anuales pierden: hostelería, -6.956 (-2,2%); comercio, -6.341 (-0,8%). Mientras que otros como: transportes, +8.289 (4,0%) y construcción, 7.156 (1,8%), aumentan de manera importante su número de autónomos. Por su parte industria manufacturera pierde, en términos anuales 4.972 autónomos (-2,3%) y agricultura 851 (-0,3%). Para Landaburu “estos datos dan luz sobre la realidad sectorial dispar que están atravesando los trabajadores y trabajadoras autónomas, por lo que a pesar de que en términos generales las cifras son positivas, no se puede obviar el sobreesfuerzo que están asumiendo miles de autónomos y autónomas” y en estas líneas añade “ahora más que nunca es el momento de no dar la espalda al tejido productivo de nuestro país, si no se impulsan ayudas directas, lamentaremos en un corto periodo de tiempo, el cese masivo de la actividad económica de los colectivos que enriquecen nuestros barrios y que sustentan la economía de nuestro país”.

0
0
0
s2sdefault