Concentración ante el Ayuntamiento de Lucena del Puerto por la confiscación de las placas solares instaladas en el asentamiento de trabajadores del campo de Las Chaparrillas

Concentración en Lucena del Puerto

El Sindicato Andaluz de Trabajadores se concentró el pasado 30 de agosto ante el Ayuntamiento de Lucena en protesta por el desmantelamiento y confiscación el pasado 11 de junio del panel de placas solares instalado en el asentamiento de trabajadores migrantes del campo de Las Chaparrillas.

También para exigir al equipo del gobierno un trato humanitario para estos vecinos y " que las placas sean repuestas en el lugar donde se encontraran en la mayor brevedad posible". Se trata de un conjunto de seis placas instaladas el pasado año por el SAT y Colectiva de Trabajadores Africanos, que permitía a los residentes chabolistas contar con un mínimo de luz por las noches y poder recargar sus móviles. El sindicato ha denunciado el "robo por personal uniformado" ante la Guardia Civil. Las placas solares desmanteladas e incautadas este viernes fueron donadas al asentamiento de Las Chaparrillas por la revista solidaria británica Ethical Consumer, dentro del proyecto <Ojos Para La Noche> realizado en colaboración del SAT y la organización de migrantes CTA. La instalación y puesta en marcha tuvo lugar el 23 de junio del pasado año.

Manuel Mora, alcalde del pueblo, justifica su decisión de retirar las placas solares en el «riesgo de incendio» y la necesidad de "restaurar la legalidad". Confirmando que la instalación fue retirada por la Policía Local y que se encuentran "bajo custodia"  municipal. La Guardia Civil citó a declarar en calidad de investigado al delegado del SAT en Huelva, José Antonio Brazo Regalado, por un supuesto Delito sobre la Ordenación del Territorio. Según informa el portavoz del SAT Óscar Reina, “no ha salido ni se ha notificado resolución judicial alguna” al respecto, “por lo que no da lugar legalmente a la desinstalación de las placas solares”.
Placas en el asentamiento de trabajadores del campo
El poblado de Las Chaparrillas carece de los servicios básicos de contenedores para recogida de basuras, alumbrado, agua potable o sanitarios. Y se encuentra habitado por temporeros del campo.

Por su parte el exdiputado y miembro del SAT Diego Cañamero ha reivindicado al gobierno que ponga en marcha un equipo especial de Inspectores de Trabajo que recorran los campos palmo a palmo para evitar que no se respeten los derechos humanos, que no se paguen los sueldos que indica el convenio, para evitar tanto abuso en todo el campo de Huelva.