Por Andalucía espera que el Parlamento apoye sus medidas de auto generación y consumo eléctricos para “acabar con la pobreza y la dependencia energéticas de Andalucía”

Esperanza - Parlamento

La portavoz adjunta de la coalición progresista, Esperanza Gómez, ha presentado la “moción sobre medidas energética” que mañana se debatirá en el Pleno del Parlamento de Andalucía, convencida de que “los grupos políticos andaluces querrán acabar con la pobreza energética, repartir socialmente la riqueza de generar electricidad y acabar con la dependencia energética tanto del exterior, como de los combustibles fósiles y las grandes corporaciones”.

La presidenta de Más País Andalucía y portavoz adjunta de Por Andalucía, Esperanza Gómez, ha presentado una moción que, con 20 medidas muy concretas sobre transición energética, pretende “que la Junta se ponga las pilas y asuma que la democratización de los procesos de generación y comercialización de la energía es el acicate que Andalucía necesita para generar y redistribuir riqueza de forma endógena, solventar la pobreza energética y ahorrar en la factura de la luz”.

De hecho, según informa Gómez, “no sólo se trata de generar energía y de que esta energía sea verde sino de democratizar su producción y de fomentar el acceso de la ciudadanía a canales de consumo comunitarios, abiertos, horizontales, para que todo el proceso repercuta, en términos de ahorro, pero también de beneficio económico y creación de empleo, tanto en el tejido empresarial andaluz como en las familias andaluzas, y no sólo en las cuentas de las grandes multinacionales productoras o comercializadoras del sector.

A juicio de la representante parlamentaria de Por Andalucía “democratizar la producción y el consumo eléctricos es esencial para actualizar y reconvertir industrialmente nuestra tierra y para mejorar las condiciones de vida y económicas de nuestro pueblo: necesitamos energía más barata, necesitamos más energía verde, necesitamos más energía autogenerada, necesitamos sistemas de energía más sociales y lo necesitamos ahora, ya”.

Sobre la urgencia del momento, Esperanza Gómez añade que mientras “cientos de miles de familias no llegan a final de mes por la factura de la luz, las grandes eléctricas y corporaciones energéticas consiguen cada año cifras mil millonarias de beneficios, lo que evidencia que la falta de suministros, una transición energética en pañales y los conflictos internacionales, sólo afectan a los mismos de siempre, las familias andaluzas”.

De entre las 20 medidas propuestas unas van destinadas a fomentar la creación de comunidades energéticas; otras a aumentar los recursos de la Agencia Andaluza de la Energía; incentivar la autogeneración y autoconsumo con líneas de ayudas propias; que la Junta de Andalucía de ejemplo apostando por la instalación de paneles fotovoltaicos; hacer más fáciles la solicitud de las ayudas al sector; y hasta para luchar contra los cortes de luz que sufren barrios y localidades andaluzas con mesas de seguimiento y aumentando la labor de inspección, control y sanción de la Junta.

Concluye la diputada por Sevilla que “todas las propuestas son de sentido común, apuntan en la línea marcada por las instituciones europeas y estatales y van en la línea de lo que Andalucía, nuestras empresas y nuestras familias necesitamos, por lo que esperamos que prospere”.